Inicio

Durante toda mi vida he escuchado múltiples quejas y denuncias sobre la situación económica y social de los puertorriqueños que vivimos en Puerto Rico; quejas de cómo la familia se divide para emigrar fuera de Puerto Rico en búsqueda de una mejoría para su situación; del desempleo; de cómo Puerto Rico es un puntito en el mapa del mundo; de que Puerto Rico no tiene recursos para subsistir por sí sólo, etc. Ahora las quejas son el crimen, la droga, el consumo y sobre todo nuevamente el desempleo. Estas conversaciones motivaban interrogantes en mí porque pensaba que cada una de estas quejas y denuncias debían tener respuestas. Me di cuenta que tales quejas y denuncias eran repetitivas a lo largo del tiempo y en su naturaleza. Entendí que debía existir un común denominador. Soy una persona inquisitiva y me gusta entender aquello en lo cual creo y en lo que no creo también; por lo tanto, me di a la tarea de querer entender nuestra situación. En este libro recogí esas múltiples conversaciones, y he pretendido encontrar la historia en cada respuesta. A través de ese camino de la vida, ¿qué les puedo decir? Aprendí a ver y sentir el dolor de un país con alta criminalidad, violencia, desempleo, pobreza de espíritu; pero más que nada, un país cuyos habitantes sentían y sienten un alto sentimiento de impotencia y una falta de identidad. ¿Quiénes somos? ¿Adónde vamos? ¿Cómo llegamos?

Pude observar cómo el puertorriqueño en términos generales espera a que alguien lo rescate y le resuelva; actitud que proviene de la misma experiencia de vivir dentro de una queja continua y de desconocer el poder de la denuncia asertiva y comprometida. Cree que no tiene capacidad mientras que los demás sí. Se echan la culpa a sí mismos o a Puerto Rico como si el país fuera cosa aparte y no el todo de cada uno de ellos. Luego de realizar trabajos socio-comunitarios, tratar de entender “lo que nos pasa” y observar una y otra vez la ignorancia del pueblo acerca de su historia, no por opción sino por imposición de una estructura política a quien eso no le conviene, comencé a trabajar con mi propia ignorancia. Me tomó toda una vida identificar y procesar la raíz de nuestros problemas. Fue un proceso difícil pues para nosotros en Puerto Rico, aunque tengamos mucha preparación formal académica, no forma parte de los currículos el aprendizaje de nuestra verdadera historia pues hay una expresión, cuyo autor no recuerdo, que dice: “la historia no es igual si la escribe el león que si la escribe el cazador”. Es precisamente eso lo que nos mantiene en un limbo de no saber quiénes somos ni a dónde vamos. Salvo casos “excepcionales”, esa es la situación de la educación en Puerto Rico. Y quien no está adecuadamente educado, sencillamente no conoce, y si no conoce, no puede tomar decisiones efectivas en la vida; repite entonces los errores del pasado.

Verás que cada capítulo contestará tus preguntas sobre lo que pasó en nuestra historia política que nos ha traído hasta donde estamos hoy.  DOS BORICUAS DE NOMBRE EUSEBIO Y AMBROSIO EN CARICATURAS comentan como dicen por ahí los más jóvenes en lenguaje de “arroz y habichuelas”  el siguiente contenido de once capítulos:

Capítulo 1.   España y Puerto Rico: Relaciones Confusas:  explican sobre el coloniaje que nos imponía España y como eso afectaba nuestra economía.

Capítulo 2.  Las Trece Colonias, Estados Unidos y Puerto Rico: nos cuentan de cómo la relación colonial de Inglaterra con  las 13 colonias norteamericanas afectaba la economía de las colonias y de las circunstancias que llevan a la Guerra de Independencia de las 13 colonias.

Capítulo 3.  La República de EU y la isla de PR: una vez EU independizado y federados sus estados, Ambrosio y Eusebio conversan sobre cómo eso pasó y cual fue el interés de EU en PR.

Capítulo 4.  La Organización de las Naciones Unidas:  explican el propósito de esta organización y qué tiene que ver PR en esta organziación.

Capítulo 5.  Independentismo, Nacionalismo, Populismo y todo lo demás: Cuestiones de coloniaje sin resolver;  los personajes hablan sobre la lucha de los puertorriqueños para lograr poderes de más autonomía y la indiferencia de EU.

Capítulo 6.  De cómo se estableció el Estado Libre Asociado:  aquí Ambrosio y Eusebio dialogan sobre el historial del ELA y la ONU.

Capítulo 7.  El Progreso de PR bajo el ELA: Breve análisis de lo que dice el paso del tiempo; expone Eusebio sobre la burbuja del progreso bajo el ELA y el porqué esta burbuja se ha ido vaciando.

Capítulo 8. La Falta de Poderes de PR:  los personajes brindan otro análisis de como la falta de poderes no permite que cambiemos nuestras circunstancias y exponen  los efectos económicos y las consecuencias sociales que padecemos.

Capítulo 9. La Educación en la Colonia; nos cuentan los personajes como la educación está amputada para cambiar la mentalidad del pueblo y por el contrario como el sistema educa para perpetuar lo que nos mantiene abajo y a pie.

Capítulo 10. PR no manda, lo mandan; intentan ellos explicar como la falta de poderes que padecemos genera en nuestra gente unos mitos que les crean sus miedos.

Capítulo 11. PR,  ¿ el país del mantengo?,  aquí sí que Eusebio y Ambrosio se lucen explicando si en verdad somos unos mantenidos.

Este pasado SIGUE siendo nuestro presente y es que el que no conoce su historia está condenado a repetirla.  En tí está la transformación que todos necesitamos como país.  Te invito a que te enteres leyendo nuestro libro.  Adquiérelo hoy.

 

"El Estatus a la deriva"